Guía rápida para el monitoreo de transacciones en los bancos

Las empresas modernas deben poder adaptarse rápidamente y responder a las amenazas entrantes de inmediato. En ninguna parte del sector financiero esto es más cierto que en los bancos.



Si bien los bancos son vitales para todas las economías, también son el objetivo principal de los delincuentes financieros. Y esto hace que el monitoreo de transacciones en los bancos sea increíblemente importante.


Los delincuentes buscan una etapa de colocación para su dinero ilícito e iniciar el proceso de lavado de dinero. Los bancos no pueden evitar ser objetivos de los delincuentes, por lo que deben trabajar duro para evitar convertirse en receptores de dinero sucio. Detectar y evitar que este dinero ilícito ingrese a sus sistemas es posible a través del monitoreo de transacciones, un proceso central contra el lavado de dinero (AML) y vital para los bancos.

¿Qué es el monitoreo de transacciones?

Para los bancos, el monitoreo de transacciones es una de las principales formas en que la empresa puede detectar posibles instancias de lavado de dinero. Por lo general, esto implica monitorear muchas transacciones para crear un patrón de comportamiento sospechoso, conocido como tipología, que revela lo que están haciendo los delincuentes. Desde allí, los equipos de cumplimiento pueden presentar informes de actividades sospechosas (SAR) con su Unidad de Investigación Financiera (UIF) local para el seguimiento con las agencias de aplicación de la ley.


Interrogar manualmente las transacciones para obtener esta información es una pérdida considerable de tiempo y recursos. Gracias a la automatización y aprendizaje automático estas transacciones pueden ser analizadas rápidamente e investigadas por los oficiales de cumplimiento para determinar si están vinculadas a actividades delictivas.


El monitoreo de transacciones en los bancos está en constante desarrollo, esto se debe no solo a la creciente supervisión regulatoria de los reguladores locales. Pero también, porque los delincuentes financieros a menudo cambian la forma en que interactúan con el sistema financiero global como medida preventiva para no ser atrapados.


Si bien esto hace que el monitoreo de transacciones en los bancos sea más difícil, también significa que, si bien los métodos pueden cambiar, el objetivo final no lo hace. Los delincuentes siempre intentan hacer que el dinero ilícito parezca legítimo. Por lo tanto, si bien los métodos de monitoreo de transacciones deben actualizarse y las tipologías pueden cambiar, el enfoque siempre está en identificar actividades sospechosas y detectar delitos financieros en juego.


¿Por qué los bancos necesitan monitoreo de transacciones?

La respuesta más simple a esto es que el monitoreo de transacciones es un requisito legal para los bancos. Las consecuencias de no hacerlo son graves. Los organismos de control mundiales desean eliminar los delitos financieros. Las instituciones financieras como los bancos son la primera línea de defensa para evitar que los delincuentes blanqueen dinero.

El monitoreo de transacciones también se relaciona fuertemente con la evaluación de sanciones. Es un proceso que impide que las entidades sancionadas puedan realizar transacciones libremente. Esto se hace debido a una actividad delictiva conocida o sospechada que no puede ser sancionada por las leyes nacionales. El monitoreo de transacciones es importante para los bancos porque el cumplimiento de las regulaciones financieras no es negociable. Las empresas pueden enfrentar multas significativas por no detectar y reportar transacciones relacionadas con actividades ilegales.


¿Cómo pueden los bancos mejorar el seguimiento de sus transacciones?

¿Qué pueden hacer los bancos para mejorar su monitoreo de transacciones y garantizar un programa ALD exitoso? Aquí hay tres cosas a considerar:

  • Utilice un enfoque basado en el riesgo Las recomendaciones del GAFI impulsan un enfoque basado en el riesgo para el monitoreo efectivo de las transacciones. El uso de un enfoque basado en el riesgo significa que un banco está operando con controles ALD basados en la percepción del riesgo de la organización y el nivel de riesgo que plantean sus clientes. Esto varía entre los clientes y, por lo tanto, requiere que las empresas varíen sus controles en proporción al riesgo planteado.

  • Implementar la mejora continua Se requiere una mejora y optimización continuas del proceso de transacciones ALD para mantenerse al tanto de las obligaciones reglamentarias. Esto comienza con el desarrollo de reglas que alimentarán el proceso general de monitoreo de transacciones y garantizarán que la herramienta que está utilizando esté respaldada por fuentes de datos de calidad. De esta manera, es más probable que solo reciba alertas de instancias sospechosas. Hacer esto les da a sus analistas más espacio para concentrarse en tratar transacciones sospechosas legítimas en lugar de perder el tiempo con señales falsas.

  • Use la solución de monitoreo de transacciones adecuada El uso de una solución de monitoreo de transacciones en los bancos quita una gran carga de trabajo a sus equipos de cumplimiento. Las herramientas más potentes utilizan lo último en tecnología de automatización y análisis de datos. Esto proporciona una cobertura de 360 grados y elimina desafíos como los falsos positivos. También se mantiene al día con las últimas técnicas empleadas por los delincuentes.

Al elegir una solución de monitoreo de transacciones para bancos, es importante considerar muchos factores. Estos incluyen la velocidad de implementación, la flexibilidad, si está basado en la nube, qué tan personalizable es y si le permite subcontratar completamente el monitoreo de sus transacciones.





4 visualizaciones0 comentarios